9laLoma.tv

Las noticias más cercanas al instante

La subdelegada destaca el compromiso del Gobierno de España con el olivar tradicional

4 minutos de lectura

Catalina Madueño señala que el Ministerio ha impulsado una “hoja de ruta” para el olivar, que nace del diálogo con el sector y que da respuesta a muchas de sus reivindicaciones.

Reclama que la Junta de Andalucía fije las bases específicas para que la campaña sea lo más segura posible desde el punto de vista sanitario.

La subdelegada de Gobierno de España en Jaén, Catalina Madueño, ha subrayado el compromiso del Gobierno de España con el sector olivarero, que se ha traducido “en medidas concretas” para que el olivar tradicional tenga futuro. Así lo ha destacado durante su intervención en el acto de inauguración del décimo Congreso Provincial de UPA Jaén, en el que también han intervenido el alcalde de la capital, Julio Millán; el presidente de la Diputación Provincial, Francisco Reyes; y la delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía, Maribel Lozano. Catalina Madueño ha centrado su intervención en explicar la “hoja de ruta” diseñada por el Ministerio de Agricultura, así como las iniciativas impulsadas por el departamento de Luis Planas para tratar de revertir la situación de crisis de precios que sufren los olivareros. No obstante, la subdelegada ha hecho un llamamiento al “trabajo compartido” de todos: “Cada eslabón de esta cadena tiene que asumir las responsabilidades que le corresponden, incluida la Administración autonómica. Porque la situación no admite demora. Si tomamos las decisiones oportunas, tenemos mucho futuro ante nosotros, pero si no actuamos, los problemas persistirán en el sector”, ha señalado.

Durante su intervención, Catalina Madueño ha resaltado el trabajo realizado por la UPA durante los últimos 30 años en defensa “de los intereses de los hombres y mujeres del campo, que es como decir que defiende el corazón de esta tierra”. Ha defendido, además, la importancia del sector primario en la provincia, “que cada vez
cuenta con más productos de referencia, que le otorgan conocimiento, realce y promoción”: “Unos productos que, como nuestro aceite de oliva virgen extra, no serían posibles sin el trabajo y el esfuerzo que aportan a diario los agricultores jiennenses”, ha añadido.

La subdelegada ha aclarado que el Gobierno de España considera “estratégico” el sector agrario y comparte que debe tener retribuciones más justas: “El Ministerio está comprometido en la búsqueda de soluciones para el
sector; en los últimos meses, Luis Planas ha trabajado de forma consensuada con las organizaciones agrarias y con los representantes de los diferentes eslabones de la cadena de producción y comercialización del AOVE. Fruto de esa cooperación, el Ministerio presentó en el mes de junio la llamada “hoja de ruta” para el olivar”, ha
explicado.

Esa iniciativa contiene diez medidas específicas, que están encaminadas a aumentar la fortaleza estructural del sector e incrementar la promoción tanto en el mercado interior como en el exterior. Estas iniciativas “dan respuesta” a muchas de las demandas planteadas por el sector, como la propuesta de una autorregulación
voluntaria de la producción para las cooperativas, que suponen el 67 por ciento de la producción de aceite de oliva, para inmovilizar hasta el 10 por ciento de su producción cuando las disponibilidades para una campaña sean muy elevadas.

Del mismo modo, y según ha señalado Catalina Madueño, el Ministerio también ha puesto sobre la mesa la articulación de medidas de reestructuración del olivar tradicional para reducir los costes de producción, así como, impulsar un programa específico de apoyo al sector del aceite de oliva, que esté dotado con fondos a
través de la ayuda básica de la PAC, con capacidad para regular la oferta e incentivar la calidad y la promoción.

Del mismo modo, Catalina Madueño ha recordado que, en los últimos meses, el Gobierno ha sacado adelante normas como la prohibición de la venta a pérdidas a través de la reforma de la Ley de la Cadena Alimentaria; la inclusión de la referencia del precio de producción en los contratos entre agricultores, la industria y la distribución; la prohibición de las prácticas desleales para la producción de los agricultores, la mejora en la estructuración de la oferta para que esta pueda ser más potente y la reducción de 35 a 20 los jornales en el campo para poder acceder al subsidio agrario por desempleo y renta agraria.

La subdelegada ha querido destacar de forma especial en su intervención el esfuerzo negociador realizado por el Gobierno de España para mantener el presupuesto de la Política Agraria Común. Los fondos aproximados destinados a ayudas directas y desarrollo rural suman aproximadamente 47.682, una cifra equivalente a la que ha dispuesto España en el anterior periodo (unos 47.500 millones).

Por último, la subdelegada del Gobierno ha aprovechado su intervención para volver a tender la mano a la Junta de Andalucía y mostrarle que el Gobierno de España está a su disposición para coordinar y planificar la próxima campaña de recolección de la aceituna, “que tanta incertidumbre genera por la situación ocasionada como
consecuencia de la crisis sanitaria del Covid19″. “Es importante que la Administración autonómica siente las bases en el ámbito de sus competencias para que esta campaña sea lo más segura posible desde el punto de vista sanitario y, para ello, es conveniente que elabore y aplique medidas específicas para los olivareros. Solo así se resolverán resuelva las inquietudes y los problemas que se pueden plantear a los trabajadores del campo y a sus empleadores, así como a los vecinos de las distintas localidades jiennenses que recibirán a los  temporeros”, ha concluido.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.